Buscar

TODO SE TRANSFORMA

Durante mucho tiempo en las diferentes etapas de la vida tenemos una observación muy diferente, a la que cuando un espacio en diversidad se nos ha ido hacia un sentimiento infinito por el cual nosotros hemos llegado a tener valores y a poder tener una sostenibilidad para poder crear una revolución en el corazón.


La posibilidad de poder incrementar así la devoción y de esa manera poder llegar a pensar que conociste a un ser con el cual uno mimetizo su corazón y así realmente poder reconocer que las almas están en constante contacto con una naturaleza superior.


Hace unas semanas atrás que me desconecte profundamente de todo el mundo digital donde no podía tener la capacidad de poder sentarme a escribir o hablar ya que mi corazón se encontraba distanciado de mi esencia porque estaba en resiliencia y profundamente conectado con el corazón de un ser el cual me conllevó a amar y a conocer el amor profundamente.


La posibilidad de poder entender la capacidad de amar, ese amor por profundo por el cual nosotros podemos realmente sentir por un ser qué sabemos que no volveremos a ver, pero sabemos, realmente que siempre estará en nuestro corazón.


Es increíble que la esencia de un sentimiento no solamente vaya a través del tiempo sí no que vaya a través del espacio en el cual nosotros estamos residiendo.


Ese espacio en el cual nosotros estamos constantemente presentes desde el corazón, ese espacio desde donde realmente uno siempre tiene que estar, ese espacio donde las diferentes frecuencias se unen en una sola, en esa frecuencia Suprema de amor inconcebible de un amor profundo, donde el corazón realmente siente profundamente esas suaves caricias de seducción interminable donde ese tantra se magnifica a través de una relación íntima muchas veces irreconocible, ese amor de madre que uno guarda profundamente y celosamente en su corazón.


Sí, la primera vez que pude saborear el tantra fue a través de la relación con mi abuela, la cual me mostraba su devoción y su esfuerzo por encontrar su verdadera realidad interna, esa madre que cuando salía de casa con fe, con devoción y con mucho amor para poder proteger a su familia. Esa madre la cual nunca te abandona a pesar de haber trascendido espacio y cuerpo ahora desde el infinito, ahora desde la morada Suprema la conexión no se ha perdido solo se ha transformado en un vínculo más sutil, más íntimo de amor sagrado.


Este amor, el más puro, el más sagrado, nos es entregado desde un espacio sin sentimiento temporal, donde el cuerpo no existe donde los pensamientos son superiores y donde el amor no tiene límite o capacidad de abrazar desde cualquier espacio, desde cualquier circunstancia desde cualquier lugar.


La percepción es solamente una ilusión por el tiempo y el espacio solamente ama.


Priya Nāth Camargo


130 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo